El curioso templo de Hatshepsut



Singular donde los haya, el hermoso templo de la reina-faraón de la dinastía XVIII egipcia Hatshepsut tenía que estar en nuestra lista de lugares imprescindibles que ver en Egipto. Una de las razones es simple: se trata del único templo dedicado a una mujer faraón.

Un pequeño tren será el encargado de llevarte desde la entrada al recinto hasta la mismísima puerta del templo, levantado en la ladera de una montaña. Por su color, la disposición y su construcción en terrazas, puede llegar a parecer que el templo forma parte de la misma. Fue el arquitecto Senemut, el encargado de su construcción, quien ideó que parte de la misma fuera excavada en el interior de la roca y otra permaneciera en el exterior.

Las pinturas y relieves que se pueden contemplar en el templo representan, en su mayoría, la historia de Hatshepsut, aunque muchas fueron destruidas por Tutmosis III, su hijastro, en rebeldía por arrebatarle el reinado.